Tamaño de texto


José Fernando Ortega |

Dentro de la norma las playas en los destinos de Nayarit,

 

 

 

 

Las 18 playas que monitorean las autoridades de salud en el estado de Nayarit registraron niveles adecuados para las actividades recreativas para el presente periodo vacacional, incluyendo las 7 de Bahía de Banderas y tres de Compostela.

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) informó que en este primer periodo 2021, el análisis de laboratorio realizado con agua de mar de 265 playas en 70 destinos turísticos de los 17 estados costeros, arrojó como resultado que 98.11 por ciento de estas playas pueden ser clasificadas como “aptas”, ya que cumplen con los niveles de seguridad de enterococos.

Cofepris, en coordinación con las autoridades estatales de Salud y la Red Nacional de Laboratorios de Salud Pública, realizó la toma de muestras de agua de mar durante las semanas previas al actual periodo vacacional, con el propósito de analizar si una playa representa o no un riesgo para la salud y, tal como se informó la semana pasada, pocas playas reportaron riesgo sanitario, incluyendo dos de Puerto Vallarta.

En el caso de Bahía de Banderas, las playas de Nuevo Vallarta I, Nuevo Vallarta II, Bucerías, El Anclote, Sayulita, La Cruz de Huanacaxtle y San Francisco tuvieron registros bajos, el más alto fue La Cruz con 22 unidades.

En Compostela, Rincón de Guayabitos, Los Ayala y Chacala resultaron aptas para el uso recreativo del turismo, al cumplir con la norma de la calidad del agua y no representar riesgo alguno para la salud de los miles de vacacionistas que visitarán los destinos turísticos de sol y playa que ofrece esta zona de la Riviera Nayarit.

Estos resultados se suman a los galardones de Playa Limpia Certificada bajo la Norma Oficial Mexicana NMX-AA-120-SCFI-2016, obtenidos por cuatro playas de este municipio, la Isla del Coral, Platanitos, Chacala y el propio Rincón de Guayabitos en un trayecto de 500 metros.

Por cierto, vale la pena señalar que después de 17 años ininterrumpidos en los que el gobierno federal difundió resultados del monitoreo de las playas para saber si son aptas para el uso recreativo durante las vacaciones, se interrumpieron el año pasado a causa de la pandemia.

La información disponible al público en la página electrónica del Sistema Nacional de Información del Agua (SINA), para el “Programa Playas Limpias, Agua y Ambiente Seguros” (Proplayas), sólo abarca de 2003 a 2019, y ahora aparece el primer registro de este año. En el portal actualizado hasta este mes de marzo, se puede confirmar que no hubo resultados en 2020.

El año pasado los turistas y locales que acudieron a las playas en días de asueto lo hicieron a ciegas ante la falta de información oficial, aun cuando con las restricciones por la pandemia de Covid-19.

El riesgo de nadar en aguas contaminadas es que se puede contraer desde una infección leve en la piel hasta una fuerte infección gastrointestinal, por la ingesta accidental de agua de mar.

Además de que en períodos vacacionales es cuando las descargas de aguas residuales de instalaciones sanitarias, hoteles y domicilios, se incrementan con la afluencia de turistas, lo que eleva la probabilidad de que contaminantes vayan a dar directamente a los océanos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *